Se ha producido un error en este gadget.

lunes, 2 de marzo de 2009

Spoils of War

Los preparativos estaban casi listos, los soldados casi listos, solo esperaba que su Rey diera la orden para emprender su largo viaje. Pero esa no era la preocupacion, sino que debian llegar con fuerzas para la batalla... Sabian que de ello dependia el destino del Reino. Un simple paso en falso y todo se derrumbaria.

El camino los demoro mas de lo previsto, se encontraron con inoportunos desafios que retrasaron su llegada, se perdieron muchos caballeros en ese confuso sendero.

En el momento de llegada, las tropas de nuestro Rey amigo soportaban las interminables lluvias de flechas provenientes de aquellos demonios, la oscuridad que alli habitaba les quitaba el mismisimo calor de la sangre a los que fueron parte de ella, el terreno florecia en cadaveres tanto rivales como aliados, Los gritos agonicos de los soldados, el choque de espadas, el silbido de las flechas, el rompimiento de los escudos. El Rey dio el toque de carga, fue hermoso... ver como al amanecer de un sol rojo anticipaba otro baño de sangre.
La lucha se desarrollo tal y como estaba previsto, el territorio se perdia y volvia a ganar de un instante a otro. Pero justo en ese momento atravezado por una espada yacia su amigo, hermano y Rey y con sus ultimas palabras le dijo -" Ningun padre deberia haber visto a su hijo morir, los jovenes mueren y los viejos permanecen, a mi me toco ver el final de mi Casa. Pero me voy con mis Ancestros en cuya compañia siempre estare orgulloso de estar."
Luego de eso su Rey y mas que nada amigo, murio. Pero fue glorioso la batalla habia sido ganada, los reinos salvados. Y por supuesto el ritual a "los muertos victoriosos" que dieron su vida por su pais.

No hay comentarios: